formats

Escuela Dominical ICIAR. LECCIÓN 3: LA SANTIFICACIÓN.

Escuela Dominical ICIAR del 31 de enero del 2016

Escuela Dominical. LA SANTIFICACIÓN

Escuela Dominical ICIAR 31 Ene 2016

Escuela Dominical ICIAR – LECCIÓN 3: LA SANTIFICACIÓN 31 Ene 2016

3er Punto doctrinal: Cristo Jesús es el único y suficiente salvador de las almas.

TV ICIAR

video-iciar

LECCION 3 LA SANTIFICACION
LECCION 3 LA SANTIFICACION
LECCION-3-LA-SANTIFICACION.pptx
1.1 MiB
650 Downloads
Details
LECCION 3 LA SANTIFICACION
LECCION 3 LA SANTIFICACION
LECCION-3-LA-SANTIFICACION.pdf
2.2 MiB
371 Downloads
Details

Pasaje bíblico: 1 Corintios 1.2; Romanos 6.22.

1 Corintios 1

Reina-Valera 1960 (RVR1960)

a la iglesia de Dios que está en Corinto, a los santificados en Cristo Jesús, llamados a ser santos con todos los que en cualquier lugar invocan el nombre de nuestro Señor Jesucristo, Señor de ellos y nuestro:

Romanos 6

22 Mas ahora que habéis sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como fin, la vida eterna.


Verdad Bíblica : 

La Iglesia de Cristo es santa y llamada a vivir, en todo tiempo y lugar, una vida permanente en santidad.

Verdad Bíblica Aplicada:

Como Iglesia santificada por Cristo, crezcamos de manera constante en santidad.

Objetivo:

Analicemos el proceso de la santidad desde el momento de nuestra salvación, en nuestra vida diaria,  hasta gozar con Cristo la plenitud de la santificación.

I Introducción:

La santificación es un estado de gracia; y a la vez, un llamado a ser más semejantes a Cristo. Es un llamado a cada creyente para crecer en santidad y estar con Dios por toda la eternidad.

La santidad que Dios nos ha concedido por Su gracia, inició en el momento de nuestra salvación, y debemos conservarla hasta que Cristo venga por nosotros.

IICONOCIMIENTO BÍBLICO.

Análisis bíblico:

“A la iglesia de Dios que está en Corinto, a los santificados en Cristo Jesús, llamados a ser santos con todos los que en cualquier lugar invocan el nombre de nuestro Señor Jesucristo, Señor de ellos y nuestro.” (1Co.1.2).

  • A la iglesia de Dios. La Iglesia de Dios, esté donde esté, es santa; y a la vez, es llamada a vivir en santidad.
  • Los santificados en Cristo Jesús. Por la obra salvadora efectuada en cada creyente en particular, tal vida es santificada, lo que conocemos como santidad posicional. Hemos sido apartados del pecado, hemos sido apartados para Cristo; ya no somos del mundo, ni el pecado se enseñorea más de nosotros. Ahora somos de Dios, somos santos por la gracia divina.
  • Llamados a ser santos. La santidad además de ser un estado (santidad posicional), es también santidad progresiva; en la cual todo creyente es llamado a dejar toda clase de pecado, para crecer y madurar; para ser más como Cristo.
  • La santidad es efectuada al ser salvos. Se perfecciona y continúa durante toda la vida. Será perfecta cuando estemos con el Señor.

“Mas ahora que habéis sido libertados del pecado y hechos siervos de Dios, tenéis por vuestro fruto la santificación, y como fin, la vida eterna.” (Ro.6.22).

Profundicemos en algunos aspectos:

  • La santidad inicia con la salvación. “Ya habéis sido santificados” (1Co.6.11). Este paso inicial en la santificación involucra un rompimiento definitivo con el poder dominante y amor al pecado; de manera que el creyente sincero no está más controlado o dominado por éste; ya no le gusta pecar. (Ro 6.11, 14,18).
  • Santidad es estar muerto al pecado. Estar liberado del pecado implica el poder para vencer acciones o hábitos de comportamiento pecaminoso en nuestra vida. Estar muerto al poder dominante del pecado, significa que nosotros como cristianos, en virtud del poder del Espíritu Santo y obrando dentro de nosotros, nos ayuda a vencer la tentación y la seducción del pecado. El pecado ya no puede dominar nuestra vida como sucedía antes de ser salvos.
  • Apartados para ser instrumentos en las manos de Dios. Somos de Él, hemos sido consagrados, y ahora le pertenecemos. En esta santidad posicional, somos llamados santos y tenemos ya parte con los santificados. (Hch.20.3).
  • La santidad continúa durante toda nuestra vida. La santidad afecta positivamente todo nuestro ser: espíritu y cuerpo. Aunque la santificación tiene un inicio definido y es un estado de gracia, también es un proceso que continúa durante toda nuestra vida. Esta es la santidad progresiva. Esto significa un proceso continuo a mayores niveles de santidad, con el anhelo profundo de ser más como Cristo Jesús. (Stg.1.22; 1P 1.15).
  • La tendencia al pecado permanece en nosotros. Es importante reconocer que esto es debido a nuestra naturaleza humana. Por eso somos llamados a no permitir el pecado, ni ceder a él. (Ro. 6.12-13).
  • Somos llamados a vivir en santidad para ver la gloria de Dios. (Ro.6.12-14). Así como antes servíamos al pecado, ahora como redimidos, presentemos nuestra vida para santificación.

Somos llamados a:

  • Ser renovados en nuestra mente para vivir esa vida de santidad. (Ef.4.23).
  • Despojarnos de todo pecado que nos asedia y nos contamina. (He.12.1).
  • Ser como Cristo Jesús. Esto es ser santos. (Gá.4.19).
  • Vivir la disciplina del Señor. Esto es crecimiento. (He.12.5-11).
  • Buscar la santidad hasta ver la gloria de Dios en toda nuestra vida. (He.12.12-14).
  • La santidad será plena cuando estemos con Cristo. Nuestra alma quedará libre del pecado y será perfecta.     (He.12.23). Recordemos que nada impuro entrará a la presencia de Dios en la ciudad celestial: “No entrará en ella ninguna cosa inmunda, o que hace abominación y mentira, sino solamente los que están inscritos en el libro de la vida del Cordero.” (Ap. 21.27).
  • La santidad es completa. No sólo nuestra alma es llamada a la santidad, aún nuestro cuerpo es llamado a ella. (2Co. 7.1; 1Ts.5.23). Por lo tanto, nuestra santificación estará completa cuando nuestro cuerpo mortal sea transformado en el regreso de nuestro Señor. (Fil.3.21; 1Co.15.23,49).

 

III. DISCERNIR EL ERROR.

 

Error 1:

Algunas personas dicen: «Este pecado me ha derrotado, me rindo; además, he tenido un mal temperamento por muchos años y lo tendré hasta el día que me muera; las personas me van a tener que aguantar tal como soy».

 

Respuesta bíblica:

Todo creyente salvo, por la obra de la santificación ha sido librado del poder del pecado, sea cual sea. El pecado ya no es nuestro amo, Cristo Jesús es nuestro Señor.

“Y vestíos del nuevo hombre creado según Dios en la justicia y santidad de la verdad.” (Ef. 4.24).

 

Error 2:

Otros afirman: «Si todavía tenemos una naturaleza corrupta, entonces tengo libertad para seguir pecando; es algo que está en mi propia naturaleza».

 

Respuesta bíblica:

Es cierto que el pecado está presente en la vida del creyente por nuestra naturaleza; esto de ninguna manera es excusa para pecar, sino un llamado a vivir en santidad como cristianos.

De modo que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas.” (2Co.5.17; Ro.6.12-13).

Error 3:

Algunos sostienen: «La santidad que importa es la interna, al ser este cuerpo mortal corrupto debemos  entender que tiene la tendencia a pecar; así que estemos tranquilos, lo que importa es lo de adentro».

 

Respuesta bíblica:

Dios nos ha santificado en cuerpo y espíritu, por tanto somos llamados a vivir la santidad progresiva. “Y el mismo Dios de paz os santifique por completo; y todo vuestro ser, espíritu, alma y cuerpo, sea guardado irreprensible para la venida de nuestro Señor Jesucristo.” (1Ts. 5.23).

 

 

Pasajes relacionados con la lección para meditar en la semana:

Lunes Martes Miércoles Jueves Viernes
1 Corintios 1 1 Corintios 6 2 Corintios 6.14- 7.1 Romanos 6 Apocalipsis 21

 



Directorio de Archivos de la Escuela Dominical 1er Trimestre 2016


Las citas bíblicas referidas al final de cada tema general tienen el propósito de que usted realice su estudio devocional acorde al tema tratado con las siguientes.

1.En un cuaderno que destine para este fin, anote la cita indicada del día.

2. Luego de una sencilla y sincera oración, lea el pasaje dos o tres veces con atención. Trate de descubrir lo que Dios le dice en relación a los siguientes puntos y anótelo en su cuaderno:

  • Conocimiento de algo que haga crecer su fe.
  • Discernir algún error que esté cometiendo.
  • Corregir la dirección de un área de su vida.
  • Hacer en la semana lo que Dios le está pidiendo.

3. Vuelva a orar y comprométase con Dios para llevar a cabo lo que le está indicando.


Calendario Escuela Dominical ICIAR 1er trimestre 2016

 

Lección

Fecha

Sección

Asunto

Link

DÍAS ESPECIALES

3 ENE

TEMA ESPECIAL

UN NUEVO AÑO

TRABAJOS LOCALES

10 ENE

TRABAJOS LOCALES

 

Escuela Dominical 1

17 ENE

1 Punto Doctrinal

ATRIBUTOS MORALES DE DIOS (Bondad)

http://iciar.org/escuela-dominical-20160117/

Escuela Dominical 2

24 ENE

2 Punto Doctrinal

EL EFECTO DE LA BIBLIA SOBRE LA VIDA DEL HOMBRE

http://iciar.org/escuela-dominical-20160124/

Escuela Dominical 3

31 ENE

3 Punto Doctrinal

LA SANTIFICACIÓN

http://iciar.org/escuela-dominical-20160131/

Escuela Dominical 4

7 FEB

4 Punto Doctrinal

ERRORES ACERCA DE LA PERFECCIÓN CRISTIANA

http://iciar.org/escuela-dominical-20160207/

Escuela Dominical 5

14 FEB

5 Punto Doctrinal

DONES DEL ACTUAR (Sanidades)

http://iciar.org/escuela-dominical-20160214/  

Escuela Dominical 6

21 FEB

6 Punto Doctrinal

LA PREVENCIÓN DE LA ENFERMEDAD

http://iciar.org/escuela-dominical-20160221/  

Escuela Dominical 7

28 FEB

7 Punto Doctrinal

EL JUICIO DE LOS ÁNGELES INFIELES

http://iciar.org/escuela-dominical-20160228/

Escuela Dominical 8

6 MAR

8 Punto Doctrinal

LA RESURRECCIÓN PARA VIDA ETERNA

http://iciar.org/escuela-dominical-20160306/  

Escuela Dominical 9

13 MAR

RESPONSABILIDADES

LA OBEDIENCIA Y ADORACIÓN A DIOS (Adoradores en espíritu y en verdad)

http://iciar.org/escuela-dominical-20160313/

DÍAS ESPECIALES

20 MAR

TEMA ESPECIAL

LA ENTRADA TRIUNFAL DEL SEÑOR JESUCRISTO A JERUSALÉN

http://iciar.org/escuela-dominical-20160320/

DÍAS ESPECIALES

27 MAR

TEMA ESPECIAL

LA RESURRECCIÓN DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO

http://iciar.org/escuela-dominical-20160327/

EVALUACIÓN M-21

3 ABR

 

 

http://iciar.org/escuela-dominical-20160403/

 


—–
Solo a Dios la gloria.